jueves, 8 de diciembre de 2016

mmm??!!...¿Y entonces cuesta entender la vida?
No mucho, con los años todo resuelta más claro y tendemos a aceptar todo de mejor forma. No se confunda con conformismo. Es empatía!
Así también, podemos entender mejor a otras personas y sus vidas, comportamientos, sufrimientos y rencores.
Nadie resulta ser totalmente malo. Su odio o crueldad que refleja es por algún episodio que lo marcó en su existencia, Al igual que los miedos que arrastramos.
No se trata de justificar, pero si de lograr entender el porqué es ser de determinada forma.
Sin embargo, lo que nunca voy a lograr comprender, ni encajar en mi cabeza -siendo el mayor problema de estos tiempos- es la poca y a veces nula sensibilidad por las otras vidas que nos rodean. Simplemente "no quieren" que les afecte lo que está pasando a su alrededor. Especialmente si no va a influir directamente en ellos. Rogando inclusive -en ocasiones- que no los roce ningún problema del que está a su lado.


Y entonces, sin más ni más, fácilmente hacen a un costado el dolor ajeno, para que no toque sus vida y poder seguir su camino tranquilamente.

No hay comentarios: